sábado, 13 de febrero de 2016

Una lista de cosas que hay que cuidar (proverbios 6)


Una lista de cosas que hay que cuidar:

1. Tus finanzas

En este tiempo es difícil para muchos tener libertad financiera, somos mayordomos de nuestra economía y bienes, por lo tanto, en estos versículos de
Proverbios 6:1-5, se nos advierte de las grandes consecuencias al ser aval de otra persona, en ocasiones por falta de experiencia se hacen préstamos a la ligera dando fianzas por otros; sí asumimos esa deuda“debe considerar cada suma de dinero por la cual está comprometido como si fuera propia.”Una mala decisión, un sobrecompromiso puede empobrecer la familia durante años.


Una lista de cosas que hay que cuidar:

2. Tu estilo de vida

Las hormigas nos dan una buena lección, son un ejemplo de laboriosidad y previsión; son honradas y solidarias. Una hormiga prepara con tiempo para su futuro. La hormiga es un ejemplo a imitar, hacen su trabajo y nunca se jactan de su sabiduría.

Lo contrario de un haragán, es tan flojo que no está dispuesto a ser algo por sí mismo, mucho menos para otros; siempre tiene una excusa para no trabajar, no está interesado para producir, siempre tiene un deseo de lograr algo, pero no se cumple porque no hace ningún esfuerzo para hacerlo.

Benjamín Franklin dijo:

“La pereza camina tan despacio que la pobreza la alcanza muy pronto”

La belleza de la hormiga está en que cumple su trabajo por instinto, glorificando a Dios con lo que hace, prepara su alimento con tiempo, sin que haya nadie (líder) obligándola. La hormiga tiene la capacidad de anticipar para su futuro, hace planes a largo alcance y se prepara para la adversidad.

Reflexión: Piensa en tus metas que te trazaste en este año, ¿las estás logrando?, ¿Qué cosas has dejado de hacer por flojera?


 Una lista de cosas que hay que cuidar:

3. Las malas amistades o mis malas actitudes.

La importancia de hablar rectamente se repite varias veces en el libro de Proverbios. Es común hoy en día oír palabras torcidas o alteradas, sale por todos lados; Un hombre malvado tiene una boca y un corazón perverso.

Practica tres gestos que son feos:

Guiña los ojos, son personas que ignoran el pecado, se hacen de la vista gorda como decimos en México.
No ocultar el pecado y pretender no ver lo que        sucede, fingir que todo está bien tarde o temprano tendrá sus graves consecuencias.

Los pies raspando el suelo y los dedos apuntando, Por temor a ser descubiertos no hablan, hacen señas para lograr sus intrigas. Un joven sabio aprenderá a hablar de una forma correcta sin utilizar gestos depravados, digno de un hijo de Dios.

Este tipo de personas están pensando siempre cómo hacer el mal a otros, como resultado siempre hay discordias. No tiene paz y no generan paz.

Su fin será la muerte.

Pensemos en esto:
Engaño hay en el corazón de los que maquinan el mal,
pero alegría en el de quienes aconsejan el bien.

Proverbios 12:20
Nuestro mundo está falto del amor de Dios seamos testimonios de un comportamiento íntegro.



Una lista de cosas que hay que cuidar:

4. Tu relación con Dios

Dios desea que cada día seamos conformados a su imagen y semejanza. Cuando creímos en Jesús como nuestro Salvador el hizo un cambio interno, nos perdonó y dio vida en abundancia. Debemos odiar en nosotros lo que Dios odia, desechemos estas costumbres, rechacemos todo tipo de influencia que dañe nuestra comunión con Dios y con los que nos rodean.

Proverbios 6:16-19

Hay seis, y hasta siete cosas
que el Señor detesta con toda el alma:
17 Los ojos altivos, la lengua mentirosa,
las manos que derraman sangre inocente,
18 la mente que maquina planes inicuos,
los pies que se apresuran a hacer el mal,
19 el testigo falso que propaga mentiras,
y el que siembra discordia entre hermanos.

Dios siempre va a rechazar el pecado, una persona que practica el orgullo (muestra superioridad, menosprecia a otros) que es mentirosa (el engaño y la falsedad son sus valores), violenta hasta ser sangriento, en su corazón siempre piensa en hacer el mal, está en los lugares donde se cometen hechos vergonzosos, lleno de falsedad, siempre siembra discordias diciendo palabras distorsionadas para separar a uno de otro. Es una persona que pone en peligro la vida de los que lo rodean y de la comunidad; siendo abandonado por Dios aborreciendo su pecado.





No hay comentarios:

Publicar un comentario