miércoles, 18 de febrero de 2015

No tomes lo que no te pertenece

Mandamiento: 8 NO HURTARÁS  (NO ROBARÁS)



Pasaje Bíblico: Éxodo 20:15, Levítico 19:11, Efesios 4:28

Principio Bíblico: Amar al prójimo como a uno mismo. Tratar a los demás como quieres que te traten. Mateo 22:38-40 Lucas 6:31.

Que los niños comprendan que Dios quiere que amemos a los demás respetando las pertenencias de los demás.

Introducción: El hecho de que sea un robo no depende de la cantidad o la  valía del objeto, sino del acto mismo de tomar algo que no te pertenece. Como padres no debemos pasar por alto los malos actos de nuestros hijos. Lo que ante nuestros ojos pudiera parecer insignificante como moneditas pequeñas, un borrador o un lápiz, sepamos que si no instruimos a nuestros hijos en lo poco, no podrán ser fieles en lo mucho. Podríamos arrepentirnos mañana por la conducta no corregida de nuestros hijos.

ANÉCDOTA PARA NIÑOS DE 3 A 7 AÑOS DE EDAD.
Había una niña llamada Sarita que en la escuela vio que su compañera llevaba unas moneditas. A Sarita le gustaban las monedas, pero sus papás no le habían dado a ella ese día. Las quería tanto que cuando su compañera no vio, Sarita las puso en su bolsillo. ¿Qué creen que sucedió?

Antes les platico también de una niña que se llamaba Angelita, que había estado guardando su dinero y un día muy emocionada, fue con su mamá a comprar un lápiz que en la punta tenía una estrella que brillaba en la oscuridad. Estaba felíz. Cuando llevó su lápiz nuevo a la escuela, lo dejó en la mesa, y de pronto, ya no estaba. Alguien se lo robó. Angelita se puso a llorar, se había esforzado tanto por ese lápiz…y ahora ya no estaba, se lo habían robado. La maestra preguntó pero ninguno supo quién fue. Angelita llorando le contó a sus mamá quien la consolaba diciendo que no estuviera triste, que podía volver a juntar y que su papá le ayudaría con la mitad.

Dios en su palabra nos dice claramente: NO ROBES ¿Saben por qué? Porque Dios quiere que cada uno respetemos las cosas de los demás.

¿A ti te gustaría que te pasara lo que le pasó a Angelita?
Dios no quiere que nos quiten las cosas que nuestros papás nos dan o que compramos con trabajo, por esto nos dice:
Como quieres que las personas hagan contigo, así también haz tú con ellas. Lucas 6:31. Ama a tu prójimo como a ti mismo. Mateo 22:39

¿Saben qué le pasó a Sarita?

Cuando Sarita llegó a su casa con las moneditas y su mamá la vio, le llamó y le dijo:
-Sarita, Dios dice en su palabra que no debes robar. ¿Te gustaría que un día que tú llevaras tus moneditas te las quitara una compañera?
-No me gustaría que me pasara eso mami- dijo Sarita-
Su mamá entonces le mostró lo que Dios nos dice: Como quieres que las personas hagan contigo así haz tú con ellas. Trata a los demás como quieres que te traten.
Sarita- le dijo tierna pero firme su mamá- A Dios no le gusta que tú robes.
Sarita entonces triste, entendió que lo que hizo no le agradaba a Dios y que a ella no le gustaría que le robaran, y le preguntó a su mamá:-Mami ¿qué puedo hacer?
-Vamos a pedirle perdón a Dios hija, y después perdón a tu compañera regresándole sus monedas.
Sarita le pidió perdón a Dios y después le pidió perdón a su compañera regresando las moneditas, y salió muy contenta porque sabía que había hecho lo correcto y eso le agradaba a Dios, además de salir tranquila porque ella no le gustaría que le robaran a ella cuando llevara sus monedas.

Si te ha pasado alguna vez como a Angelita, entiendes que Dios quiere que las personas te respeten y que no te quiten tus cosas, por eso dice que no se debe robar.
Si te ha pasado alguna vez como a Sarita, sabrás que robar  no le gusta a Dios y que lastima a otras personas, que a ti no te gustaría que te robaran y como tú quieres respeto, respetarás a los demás. Puedes pedirle perdón a Dios y respetar lo que no es tuyo, porque te respetarán a ti.

Hoja de trabajo puedes descargarla aquí y reflexionar con tus hijos.

Karla Pares.




No hay comentarios:

Publicar un comentario